Corte total en la autovía A-67 en Cantabria

Convoy de camiones saliendo de Arenas de Iguña al reabrirse al tráfico la A-67. / ANTONIO 'SANE'

La fuerte nevada que está cayendo en Cantabria ha convertido en «intransitable» para todos los vehículos el tramo entre Arenas de Iguña y Mataporquera, afectando a los conductores de Castilla y León

MARIÑA ÁLVAREZSantander

La DGT califica de «intransitable» la Autovía de la Meseta (A-67) desde las siete y media entre los puntos kilométricos 117 y 157. Desde ese momento, ni siquiera los coches con neumáticos de invierno pueden circular entre Arenas de Iguña y Mataporquera por culpa de la nevada que está cayendo en las zonas de mayor altitud, especialmente en el alto de Pozazal, según informa en su web El Diario Montañés.

La masa de aire polar ha llegado a Cantabria para quedarse todo el fin de semana y, al menos, durante los primeros días de la próxima. Este temporal invernal está dejando nevadas muy intensas en Liébana, la zona centro y el valle de Villaverde, zonas en las que hasta este mediodía ha estado activada la alerta roja por acumulaciones de nieve de hasta 40 centímetros. Ahora el nivel de aviso ya ha bajado -está en amarillo-, pero seguirá nevando todo el fin de semana en buena parte de Cantabria.

Más información

Pero el principal problema de este temporal de nieve en Cantabria se está sufriendo en las carreteras. La situación es muy complicada en la red viaria de la región, con numerosos puntos conflictivos. Cantabria ha amanecido con tres puertos de montaña cerrados: Palombera, Estacas de Trueba y Lunada, a los que hay que sumar La Sía.

Sobre las 11.30 horas la situación mejoró en territorio cántabro y, al fin, los camiones 'podían circular'. Estaban embolsados en Arenas de Iguña desde ayer por la tarde. Por la mañana, la Guardia Civil de Tráfico organizó convoyes para sacarlos del aparcamiento y que pudieran circular por la autovía en territorio regional. Pero era una apertura 'con condiciones'.

Una noche complicada, con coches atrapados en Santiurde de Reinosa

Esta noche ha sido muy complicada. El Servicio de Emergencias 112 ha recibido 104 llamadas relacionadas con el temporal de nieve y oleaje, la gran mayoría para pedir información. Se han registrado tres incidencias, siendo la más destacable que varios vehículos se quedaron atascados en la A-67 a la altura del punto kilométrico 144 en Santiurde de Reinosa. A lo largo de esta noche el tráfico en esta autovía ha sido restringido a la circulación con cadenas o neumáticos de invierno entre los kilómetros 117 y 157 entre las localidades de Arenas de Iguña y Mataporquera en ambos sentidos. Este tramo se encuentra ahora en nivel rojo, por lo que el paso está prohibido para camiones, articulados y autobuses y permitido para turismos provistos de neumáticos de invierno.

Destacan también dos salidas de vía producidas en Santiurde de Reinosa y en Vega de Pas, en la que una persona fue atendida, así como la intervención del servicio de emergencias perteneciente al Parque de Laredo para achicar el agua que inundaba un local de Ampuero a causa de la lluvia caída.

«Por Cantabria ya se puede circular, pero más allá de Aguilar de Campoo no, la situación allí está bastante peor», explicaban desde Tráfico. Esto es, que se liberaba el aparcamiento de Arenas de Iguña para no saturar el de Aguilar de Campoo, que estaba lleno al 100%. Por tanto, los camiones que iban, por ejemplo, a Reinosa, podían pasar con normalidad. Pero los que pretendían ir a la Meseta, eran embolsados de nuevo en Arenas de Iguña para descongestionar los aparcamientos castellanos y que no se tuvieran que quedar parados en medio de la nada.

Esta es la relación de tramos en los que son necesarias las cadenas:

-En la N-611, entre Mataporquera y Arenas de Iguña, los vehículos tienen que ir provistos de cadenas o neumáticos de invierno. Los camiones y autobuses no pueden pasar.

-En la CA-264, en el Alto del Caracol, se precisan cadenas en Merilla y los camiones no pueden circular.

-En la CA-212, en el Puerto de San Glorio, hay que usar cadenas para pasar por Dobarganes.

-En la CA-185, en Camaleño, en la CA-184 en Pesaguero; también en Polaciones (CA-281) y en Alto Campoo (CA-183, en Entrambasaguas).

Embolsamiento de camiones en Reinosa

También en la costa hay algunos problemas a estas horas. En la A-8, a la altura de Laredo, la circulación está afectada por la adversa meteorología entre los kilómetros 165 y 170.

La Cantabria del Ebro se ha librado de la alerta roja. En toda la zona el aviso por nevadas se ha quedado en nivel amarillo, pero, aún con todo, la nieve ha dejado imágenes espectaculares. Reinosa vuelve a estar completamente nevada. Los camiones se han quedado embolsados en una de las salidas de la ciudad, hacia Campoo de Enmedio.