La Junta autoriza el laboreo con volteo ante el incremento de topillos

Parcela de alfalfa afectada por los topillos en Villamayor de Campos, Zamora./ El Norte
Parcela de alfalfa afectada por los topillos en Villamayor de Campos, Zamora. / El Norte

Aurelio Pérez insiste en que la eclosión de roedores «no se ha producido» pero «hay que empezar a prevenir»

Silvia G. Rojo
SILVIA G. ROJO

A día de hoy, nadie quiere hablar de plaga e incluso, la recomendación es la de no ser alarmistas pero lo cierto es que el observatorio de plagas, encargado de monitorizar a lo largo del año las dinámicas poblacionales del topillo campesino, «ha detectado incrementos demográficos primaverales asociados al entorno de Tierra de Campos», tal y como ha confirmado a este medio la Consejería de Agricultura.

Reconocen desde la Administración regional que en previsión de que los factores ambientales puedan resultar favorables para continuar con el desarrollo de las poblaciones, y en función de lo establecido en la Estrategia de gestión integrada de riesgos derivados de la presencia de topillo campesino en Castilla y León, «hay una campaña de especial vigilancia y recomendaciones para los agricultores con el objetivo de impedir un empeoramiento de la dinámica poblacional así como protección a cultivos de verano y en previsión de los cultivos de invierno» de esta campaña.

En la foto de arriba, topillos muertos al lado del Canal y debajo; parcelas afectadas en la provincia de Palencia.

Por este motivo, la Junta ya ha adoptado algunas medidas y, tal y como reclamó la organización agraria COAG hace tan solo unos días, se ha adoptado una resolución que permite el laboreo con volteo sin que dicha actuación suponga un incumplimiento de la condicionalidad de la PAC (Política Agrícola Común). La medida será publicada en el Boletín en los próximos días pero hay que tener en cuenta que es algo excepcional que de momento, solo será de aplicación en las comarcas más afectadas: Pisuerga en Burgos, Esla-Campos y Sahagún en León, Campos en Palencia, Tierra de Campos en Valladolid y Campos-Pan en Zamora. Normalmente esta labor se suele hacer en septiembre y no nada más cosechar , como ocurrirá ahora.

Aurelio Pérez, coordinador de COAG en Castilla y León, matiza que «la alarma ha saltado en la zona que fue el epicentro de la plaga la otra vez (2007) y aunque esto no quiere decir que vaya a darse otra plaga, cuando hay incremento puede haber eclosión, no soy capaz de prever lo que pueda pasar».

Situación «alarmante»

Su percepción es que la situación es «alarmante» y ahora mismo se está en ese momento en el que «hay que empezar a prevenir y a poner medidas para intentar atajar el problema. Somos conscientes de que el tema de las quemas es más que imposible, ni el rodenticida, pero hay otras prácticas que sí se pueden hacer y no es cuestión de discutir sobre la efectividad sino que si es viable, hágase». En este sentido, valoró positivamente la «celeridad» de la Consejería a la hora de aceptar el laboreo con volteo».

La medida consiste en permitir, como medida fitosanitaria de lucha contra el repunte de la población de topillo, que los agricultores puedan labrar el suelo con volteo inmediatamente después de la recolección de la cosecha en las parcelas afectadas por poblaciones anómalas de estos sin tener que esperar hasta el 1 de septiembre. Recuerdan desde la organización agraria que los agricultores «deben asegurarse de que si finalmente deciden levantar las parcelas, dicha labor no entra en conflicto con otras posibles prohibiciones que puedan afectar a sus parcelas, como por ejemplo las ordenanzas reguladoras del aprovechamiento de pastos y rastrojos».