El sector del juego supone 2.000 empleos y 68,5 millones para las arcas de Castilla y León

El vicepresidente de la Junta inaugura en Zamora el XIV Congreso de Juego de Castilla y León. /El Norte
El vicepresidente de la Junta inaugura en Zamora el XIV Congreso de Juego de Castilla y León. / El Norte

El vicepresidente de la Junta defiende que hay que hacer un esfuerzo para mejorar la percepción social del juego

Alicia Pérez
ALICIA PÉREZ

Las 450 empresas del sector del juego que hay en Castilla y León suponen 2.000 empleos directos y aportan 68,5 millones de euros a las arcas autonómicas. Así lo ha explicado hoy el vicepresidente de la Junta de Castilla y León y consejero de la Presidencia, José Antonio de Santiago-Juárez, quien ha destacado que el Gobierno regional destina el 80% de este dinero a la mejora de los servicios públicos esenciales como la sanidad, la educación y los servicios sociales.

El vicepresidente de la Junta destacó así la importancia de un sector que celebra hasta mañana en Zamora el XIV Congreso de Juego de Castilla y León, una cita “de referencia en materia de juego en el ámbito nacional”, con cerca de 300 participantes.

La comunidad cuenta con tres casinos, 21 bingos, 73 salones de juegos, 17 casas de apuestas y 14.154 máquinas recreativas en bares y cafeterías.

Durante la inauguración, De Santigo-Juárez aseguró que “hay que hacer un esfuerzo todos por mejorar la percepción social del juego”. Y es que atribuye a la prohibición del juego durante 40 años en España la percepción negativa que hay en el inconsciente colectivo.

“Hay un montón de cuestiones en el siglo XXI que pueden crear dependencia como Internet, los móviles, la moda, el vino, el alcohol e incluso hay patologías vinculadas a la adicción al sexo. Lo que no se puede es prohibir todo. Hay gente que maneja bien esas cuestiones y otros que tienen un comportamiento patológico de esas cuestiones y lógicamente hay que tratarles”, afirmó y aseguró que el juego es una actividad sana de ocio.

Respecto a los proyectos de futuro para el sector, explicó que en 2018 la Junta va a desarrollar la Ley de medidas de reducción de cargas administrativas para la dinamización empresarial, aprobada recientemente en las Cortes para facilitar la creación de empresas, eliminar burocracia y recortar los tiempos a la hora de poner en marcha un negocio.

“La ley afecta, entre otros colectivos, a los empresarios del juego y durante este año tenemos que modificar todos los reglamentos que regulan los diferentes sectores del bingo, de los casinos, salones y máquinas, para facilitar la puesta en marcha de nuevos negocios”, explicó sobre una ley que pretende, según sus declaraciones, “convertir Castilla y León en un territorio amable para los empresarios”.

Como novedad, los empresarios necesitarán una autorización responsable en vez de una autorización para la apertura de un negocio. Esto permitirá que cuestiones que podían tardar en torno a dos meses, se hagan en 24 horas.

Fotos

Vídeos