Aparicio reclama «unificar» la normativa autonómica para mejorar la competitividad

Aparicio ha acudido a la Junta General de Iberaval. /GIT
Aparicio ha acudido a la Junta General de Iberaval. / GIT

El presidente de Cecale lamenta la «incertidumbre» política, que está frenando la inversión

Gabriel de la Iglesia
GABRIEL DE LA IGLESIABurgos

El presidente de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Castilla y León (Cecale), Santiago Aparicio, ha lamentado hoy que la «maraña administrativa» que arrastra desde hace décadas España está impidiendo a las empresas invertir en mejorar su competitividad. El también vicepresidente de Cepyme ha aprovechado su presencia en la Junta General de Iberaval celebrada en Burgos para volver a exigir una «unificación en la normativa» de las diferentes comunidades autónomas que acabe con las desigualdades y las dificultades a las que se enfrentan las empresas para operar en distintos territorios.

En este sentido, ha subrayado, en España «se legisla sobre un mismo tema de 17 maneras diferentes» y eso supone un «hándicap». Un hándicap que, además, está cifrado. «Las empresas necesitan destinar una serie de recursos para adaptar la normativa en las diferentes comunidades autónomas. Eso supone 40.000 millones de euros al año. Sin ese gasto, podríamos ser muchísimo más competitivos», ha subrayado Aparicio.

Esta situación afecta también a Castilla y León, que, como el resto de comunidades, presenta diferencias normativas que pueden suponer un «freno» a la inversión. A este respecto, Aparicio ha vuelto a reclamar la supresión de impuestos como el de Sucesiones, el de Donaciones, el de Actos Jurídicos Documentados y el de Patrimonio.

A mayores, el presidente de Cecale ha lamentado también la «incertidumbre» política que atraviesa actualmente España. «No sabemos quién va a gobernar, ni quienes serán sus socios, ni si se va a cambiar la normativa laboral o la fiscalidad». Esa situación, a su juicio, está afectando directamente a la inversión, que «está totalmente paralizada». «Hay muchísimos millones esperando en la puerta a que se resuelva» la situación política, ha concluido Aparicio.