El primer Airbus A350 de Iberia aterriza en Madrid

Avión A350 de Iberia. /R. C.
Avión A350 de Iberia. / R. C.

El avión ha tomado tierra en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas a las 17:05 horas, tras un vuelo procedente de las instalaciones de Airbus en Toulouse (Francia)

Alberto Ferreras
ALBERTO FERRERASMadrid

Considerado como uno de los aviones más silenciosos y eficientes del mundo, el A350-900 de Iberia bautizado como 'Plácido Domingo', es el primero de un pedido de 16 aparatos de este tipo que se irán recibiendo hasta el año 2021. El nuevo aparato irá sustituyendo paulatinamente en la flota de largo alcance a los actuales A340-600 de la compañía aérea.

Al acto de entrega ha asistido el presidente de ejecutivo de Iberia, Luis Gallego, el consejero delegado de Airbus, Thomas Enders y el director del proyecto XWB (Extra Wide Body) de Rolls-Royce Engines, Gareth Davis, entre otras personalidades y trabajadores implicados en el desarrollo del avión.

Este recién estrenado bimotor consume un 25% menos de combustible que otros aviones con similares características, haciendo que pueda realizar rutas de hasta 14.800 kilómetros, lo que reduce considerablemente la emisión de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera. Además, el aparato está desarrollado para la utilización de biocombustible, tal y como se ha demostrado en el vuelo desde Toulouse.

Construido en un 70% con materiales de última generación (fibras de carbono y de vidrio, titanio y una aleación especial de aluminio), su peso se ha reducido considerablemente. Además, el empleo de una pintura especial de pulverizado electrostático contribuye a un mejor rendimiento aerodinámico, así como a preservar de manera considerable el fuselaje del avión de agentes externos.

Con respecto al interior de la cabina, el A350 mejora el nivel de confort del pasajero, reduciendo la fatiga en viajes de largo recorrido. La ventilación sin corriente y a través de filtros de ozono, que renueva totalmente el aire cada tres minutos, así como la mejora del nivel de humedad entre un 11 y un 16 por ciento, según datos del fabricante, contribuyen a disminuir considerablemente los problemas de salud asociados a vuelos de más de tres horas de duración.

Se han renovado los controles de temperatura por zonas y se han diseñado nuevas ventanas de diseño panorámico, incluyendo una por cada fila de asientos. Precisamente la distribución de los asientos e interiores del avión ha permitido ampliar el espacio por pasajero, pudiendo además configurarlo hasta un máximo de 348 asientos distribuidos en tres cabinas (31 en business, 24 en la nueva turista premium y 293 en clase turista), configuración elegida por Iberia para el modelo 900.

Con un peso máximo al despegue de 268 toneladas, la velocidad de crucero del A350-900 es de 0,85 Mach 945 km/h a una altitud de 40.000 pies (12.000 metros), pudiendo recorrer como alcance máximo hasta 15.000 kilómetros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos