Más de 63.000 militares rusos han combatido en Siria desde 2015

Imagen de archivo de un caza ruso SU-30 SM./EFE
Imagen de archivo de un caza ruso SU-30 SM. / EFE

Según el Ministerio de Defensa ruso, sus aviones llevaron a cabo más de 39.000 incursiones contra objetivos en territorio sirio, aniquilando a más de 86.000 terroristas y destruyendo cerca de 121.466 instalaciones pertenecientes a los insurgentes

RAFAEL M. MAÑUECO

El Ministerio de Defensa ruso distribuyó este miércoles mediante un vídeo el primer documento pormenorizado sobre la participación de las Fuerzas Armadas rusas en el conflicto sirio y el número total de efectivos que han estado destinados en el país árabe desde el 30 de septiembre de 2015, cuando Moscú inició la intervención, asciende a 63.012. Esa cifra de militares rusos «han tenido experiencia de combate en Siria», subraya el informe, que eleva el número de generales a 434 y a 25.738 el de oficiales.

En diciembre del año pasado, el ministro de Defensa ruso, Serguéi Shoigú, informó que, hasta ese momento, más de 48.000 soldados rusos habían tomado parte en la campaña de Siria. En aquella misma fecha, el presidente ruso, Vladímir Putin, anunciaba por tercera vez la retirada de las tropas rusas desplegadas en el país árabe en ayuda del régimen de Bashar al Assad. Sin embargo, en junio Putin advirtió que el Ejército ruso permanecería en Siria «mientras resulte beneficioso» sin concretar ninguna nueva fecha para su retirada.

Según el Ministerio de Defensa ruso, sus aviones llevaron a cabo más de 39.000 incursiones contra objetivos en territorio sirio, aniquilando a más de 86.000 terroristas y destruyendo cerca de 121.466 instalaciones pertenecientes a los insurgentes. El conflicto ha permitido experimentar al Ejército ruso 231 tipos diferentes de armamentos, sobre todo distintos tipos de misiles y aviones.

La participación rusa en la guerra ha permitido dar un vuelco total a la situación. El Ejército sirio controla ya la mayor parte del país. Queda por conquistar todavía la provincia de Idlib, en manos todavía de yihadistas y facciones rebeldes. Los aviones rusos y sirios ya han empezado a bombardear la zona.

Lo que el Ministerio de Defensa no ha revelado, ya que de acuerdo con la nueva normativa rusa es secreto de Estado, es el número de bajas sufridas por las tropas rusas en Siria. Se conocen varias decenas de casos aireados por los medios de comunicación, pero no la cifra real de bajas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos