Pedro Sánchez renueva los cargos RTVE con el apoyo de Podemos, PNV y los secesionistas

Carles Campuzano charla con Adriana Lastra y Rafael Simancas./Juan Carlos Hidalgo (Efe)
Carles Campuzano charla con Adriana Lastra y Rafael Simancas. / Juan Carlos Hidalgo (Efe)

El PP, que de inicio negoció con los socialistas, renuncia a participar y acusa al Gobierno de «asaltar» la corporación pública

Paula De las Heras
PAULA DE LAS HERASMadrid

El nuevo Consejo de Administración de RTVE contará con miembros elegidos por Podemos, por el PNV y por el PSOE pero no por el PP. El primer partido de la oposición y primera fuerza del Parlamento anunció hoy su decisión de no designar ni siquiera a los cuatro consejeros que le habrían correspondido tras intentar en balde conseguir un quinto y obtener la potestad de designar cuadros intermedios, una vez que supo que los secesionistas catalanes salvarían la votación al Gobierno. «No estamos dispuestos a permitir que Pedro Sánchez asalte la televisión pública para que no se publiquen los pagos que tiene que dar a sus socios y controle la información», esgrimió su portavoz, Rafael Hernando.

Los socialistas, que hace dos semanas aprobaron un real decreto para proceder a la renovación de la corporación pública al margen de las condiciones del PP, no tenían inconveniente en negociar la incorporación de consejeros designados por la formación conservadora, pero sólo hasta cierto punto. El plante inicial del PNV y Esquerra a la propuesta pactada por el Ejecutivo y Podemos, al que Sánchez concedió el papel de socio privilegiado, hizo pensar que quizá acabaría siendo imprescindible un entendimiento entre las dos fuerzas mayoritarias. No fue así.

El PNV acabó dando el 'sí' el lunes, en el primero de los plenos necesarios para el trámite, a cambio de colocar en el Consejo a Juan José Baños, director del diario 'Deia' y antiguo consejero de EiTB. Esquerra no se lo puso tan fácil a Sánchez. Al igual que el PDeCAT, no habló en ningún momento de nombres. Lo que pretendían es que Sánchez se abriera a dialogar con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, sobre el «derecho a decidir» de Cataluña en el encuentro que mantendrán el próximo lunes. Pero el Ejecutivo accedió.

La vicepresidenta Carmen Calvo el martes y la ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, ayer -durante la comisión en la que explicó los planes para su departamento en esta legislatura- advirtieron de que ni el derecho de autodeterminación existe en la Constitución española ni el Gobierno tiene la más mínima intención de impulsar una reforma que lo contemple. Sin embargo, el mero hecho de que no se haya negado a Torra la posibilidad de defender su vigencia en la Moncloa fue considerado por el portavoz republicano en la Cámara baja, Joan Tardà, como una «victoria política», suficiente para contar con su apoyo en el pleno de hoy.

La jugada permitirá a los socialistas situar al actual director de Radio 3, Tomás Fernando Flores, como presidente de RTVE, después de haber tenido sus más y sus menos con Podemos la semana pasada para situar en el puesto a Arsenio Escolar (propuesta del PSOE), a la directora de 'Público', Ana Pardo de Vera (avalada por Podemos), y al redactor jefe de 'eldiario.es' Andrés Gil, que acabó renunciando ante el revuelo causado por su elección entre los trabajadores del ente y los recelos de los eventuales socios del Ejecutivo.

Podemos, reforzado

Si el pleno del pasado lunes requería el apoyo de dos tercios de la Cámara a los nombres planteados, en el de hoy bastaba con la mayoría absoluta (176 votos), que se rebasó por un solo diputado. Los seis miembros elegidos a propuesta del Congreso son, además de los citados Flores y Loinaz, las periodistas Rosa María Artal (número dos en la lista de Podemos por Zaragoza en las últimas generales) y Cristina Fallarás, y el analista de medios de comunicación Victor Sampedro; los tres vinculados a la formación de Pablo Iglesias. Impulsada por el PSOE, entra en el Consejo la profesora de Periodismo en la Universidad Carlos III Concepción Cascajosa.

Ahora queda que el Senado elija a otros cuatro consejeros, pero todo apunta a que finalmente será también el Congreso el que se ocupe de ello. El decreto del Gobierno, convalidado hoy, ya establecía que en caso de bloqueo en la Cámara alta sería la baja la que se ocuparía de completar el órgano corporativo. Es, no en vano, uno de los aspectos que los populares tienen previsto recurrir al Tribunal Constitucional. Los conservadores no pueden hacer prosperar sus propuestas pese a poseer mayoría absoluta porque la norma exige como requisito adicional que los nombramientos estén secundados por la mitad de los grupos.

De ese modo, se prevé que los socialistas y sus socios nombren al periodista Fernando López Agudín, al catedrático de la Ramón Llull, Josep Lluís Micó, al periodista Juan Tortosa y a la directora de Relaciones Laborales de RTVE, Isabel Cerrada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos