Iglesias y Montero dan por zanjada la polémica por la compra de su chalet

Irene Montero./Afp
Irene Montero. / Afp

«Creo que actuamos como nunca lo ha hecho otro dirigente político en nuestro país», señala el secretario general de Podemos

A. A.Madrid

Pablo Iglesias e Irene Montero dan por zanjada la polémica por la compra de un chalet de 600.000 euros en la sierra madrileña. No solo eso, según mantienen los dos principales dirigentes de Podemos, en la política española habrá un antes y un después de la consulta interna en la que participaron 188.000 personas, 128.000 de las cuales votaron a favor de la permanencia en sus puestos del secretario general y de la portavoz en el Congreso.

El líder de Podemos ha sacado pecho este lunes por los resultados. «Creo que actuamos como nunca ha actuado otro dirigente político en nuestro país, no escondiéndonos, no atrincherándonos en nuestro cargo, sino dando la cara y poniendo las responsabilidades para las que fuimos elegidos a disposición de las bases, y creo que la respuesta de las bases ha sido contundente en dos direcciones», ha señalado.

De la misma forma, Montero ha destacado que «la participación y los resultados cierran el debate y dan ejemplo de cómo queremos que sea este país, estableciendo los revocatorios, como un pilar más de la democracia». Uno y otro han aludido a la alta participación para justificar la convocatoria de la votación.

Tomar nota

Ninguno de los dos dirigentes ha ido más allá del «hay que tomar buena nota» que pronunció Iglesias la tarde del domingo con respecto al hecho de que casi un tercio de los inscritos que participaron en la consulta apostasen por sus dimisiones. Sí lo han hecho algunas direcciones regionales, donde la polémica por el chalet cayó como un jarro de agua fría en un momento en el que la maquinaria del partido se está poniendo a punto para afrontar con garantías las elecciones autonómicas y municipales de mayo próximo. Podemos Andalucía, donde el aparato del partido está controlado por los anticapitalistas, ha llamado a realizar una reflexión. «Gran parte de la militancia está a favor de que sigan en sus cargos, pero hay que atender también evidentemente a esa gente», ha añadido el secretario general de la formación morada en la Comunidad Valenciana, Antonio Estañ.

A nivel nacional, los anticapitalistas, que se han mostrado muy críticos con el referéndum interno, han llamado a centrarse en la política y las cuestiones que afectan a la vida de los españoles. José María González 'Kichi', alcalde de Cádiz y adscrito a la corriente más a la izquierda del partido, valoró de forma positiva que la votación no haya generado un problema interno. Precisamente las críticas de 'Kichi' a la compra de la vivienda fueron uno de los desencadenantes de la convocatoria de la consulta, con la que el secretario general quiso acallar las criticas internas.

Juan Carlos Monedero, una de las voces que con más fuerza ha apoyado a Iglesias, tampoco pasó por alto el rechazo al líder del partido. «A toda esa gente hay que volverla a convencer», ha apuntado el cofundador del partido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos