EspañaDuero prevé un crecimiento del 2,5% de la economía burgalesa en 2018

Imagen aérea del Polígono de Gamonal/BurgosConecta
Imagen aérea del Polígono de Gamonal / BurgosConecta

La entidad ha presentado su informe de previsiones económicas para Castilla y León, que revisa al alza el crecimiento en la región

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

La economía burgalesa crecerá en torno a un 2,5% durante este 2018. Al menos esas son las previsiones de EspañaDuero, que ha presentado esta mañana su décimo tercer informe de Previsiones Económicas de Castilla y León. En el documento, que también analiza los datos del último trimestre de 2017, se reconoce una «cierta desaceleración» en el ritmo de crecimiento en la región, si bien la provincia no será una de las más afectadas por esta situación.

Así, el PIB burgalés registraría un crecimiento algo superior al previsto a principios de 2018. EspañaDuero pronosticó un 2,3% de crecimiento, y ahora lo revisa al alza, sumando un par de décimas. El porcentaje supera también al crecimiento con el que se cerró 2017, un 2,4%, de acuerdo con los datos que maneja la entidad financiera. Burgos crecerá en la media de Castilla y León, aunque lejos de Salamanca y Soria, provincias que liderarán ese crecimiento con un 2,8% de previsión.

El Indicador Sintético de Actividad de EspañaDuero indica que, en el conjunto de 2017, la economía burgalesa creció un 2,6% gracias, entre otras cuestiones, a la mejora de la demanda interna. Como datos positivos destaca el aumento, en un 6,2%, de la actividad inmobiliaria, acompañado con una importante subida de los precios de la vivienda libre (un 3%). También ha mostrado una trayectoria positiva el sector turístico, con un 4,5% más de viajeros, y un 2,7% más de pernoctaciones, si bien el turismo rural ha caído un 1,8%.

Otros indicadores de demanda interna, como las matriculaciones de vehículos, también han evidenciado el «notable dinamismo» de la economía burgalesa en 2017, ya que las matriculaciones de turismos crecieron un 5,2% y las de vehículos de carga, un 8,4%.

Lo negativo

Sin embargo, el informe anual también deja datos negativos. Por ejemplo, Burgos redujo el empleo en el cuarto trimestre del año, con una caída del 5,3% con respecto al mismo periodo de 2016. Caen los ocupados principalmente en Construcción y Servicios. Mientras, la cifra de parados se mantiene en niveles similares a 2016, con una tasa del paro del 11%, si bien sigue siendo una de las más bajas de Castilla y León.

La licitación pública ha registrado una disminución del 24,1% por la caída de la inversión en obra civil, justo al contrario de lo que ocurre en la región, apunta EspañaDuero. Además, la actividad empresarial ha tenido una «trayectoria desfavorable» en 2017, pues se ha reducido el número de sociedades mercantiles creadas, un 30%, en concreto. Mientras, han crecido las disueltas, de modo que el índice de rotación supera el 59%, frente a la media regional, que se sitúa en el 36,5%.

Finalmente, por lo que respecta al comercio exterior, la balanza comercial ha cerrado en negativo, ante la caída del 11,7% en las exportaciones. Eso sí, el valor de las ventas de Burgos supone la quinta parte de las exportaciones de Castilla y León.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos