Un corto del IES Merindades de Castilla sobre el acoso, premio Arte Joven de Castilla y León

Un corto del IES Merindades de Castilla sobre el acoso, premio Arte Joven de Castilla y León

El certamen ‘Arte Joven de Castilla y León’ en su edición de 2017 ha premiado el corto ‘Aniceto, una historia de acoso escolar’, realizado por alumnos del IES de Villarcayo

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El cortometraje ‘Aniceto, una historia de acoso escolar’, de veintiséis minutos de duración y rodado por 70 alumnos del IES Merindades de Castilla (Villarcayo), ha obtenido el primer premio en el área artística de cinematografía, además del de las letras por el libro de relatos ‘La pequeña de la casa’, de Marina Montero Aguirre, según una resolución publicada hoy en el Boletín Oficial de Castilla y León. El film ha estado dirigido por los profesores Rafael Tabares, Ricardo Prieto y Ariane Maté

El premio cinematográfico, dotado por la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades con 2.000 euros y la promoción y difusión de la obra, supone un reconocimiento al talento y creación incipiente de los jóvenes artistas de este instituto burgalés, que con este trabajo, de once horas de material audiovisual, han tratado de sensibilizar y concienciar en torno al problema del acoso escolar.

También, Marina Montero Aguirre, joven escritora burgalesa, ha sido galardonada ‘ex aequo’, con 250 euros, en la modalidad de narrativa, por sus relatos recogidos en la obra titulada ‘La pequeña de la casa’.

Guion del corto

‘Aniceto, una historia de acoso escolar’ es un cortometraje de 26 minutos, con un guion de ficción, elaborado por alumnos, profesores y padres, que trata el caso de Aniceto, un chaval de 14 años que es víctima de acoso escolar.

Según la sinopsis, el maltrato al que es sometido es físico y psíquico, real y virtual. Aniceto es muy introvertido, no tiene muchos amigos y en su casa desconocen su problema. No tiene muchas amistades, ni dentro ni fuera del Instituto y cuando ha querido hablar con sus profesores no se ha atrevido o éstos no le han mostrado la adecuada receptividad. Aniceto vive en silencio el acoso sin que nadie, más que él, los que le acosan y los que lo observan, conozcan su situación.

Aniceto está tan deprimido que plantea soluciones drásticas a sus problemas, que incluso pasan por el suicidio. Un día, a Aniceto se le ocurre una idea para revertir la situación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos