Estudiantes de Miranda de Ebro se suman a 'Somos científicos ¡sácanos de aquí!'

Alumnos del IES Fray Pedro de Urbina./Burgos Conecta
Alumnos del IES Fray Pedro de Urbina. / Burgos Conecta

Seis investigadores del CSIC chatearán con estudiantes de 17 centros educativos, entre ellos alumnos del IES Fray Pedro de Urbina, hasta el 12 de abril

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El programa 'Somos científicos ¡sácanos de aquí!' permite un año más que seis investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) respondan, a través de chats, a las preguntas de los estudiantes de 17 centros educativos de municipios pertenecientes a Ciudad Ciencia, entre ellos el IES Fray Pedro de Urbina, en Miranda de Ebro.

Hasta el 12 de abril, jóvenes de entre 10 y 18 años pondrán a prueba al personal investigador; las científicas explicarán su experiencia profesional y cuestiones relacionadas con su área de estudio, y también están permitidas preguntas sobre sus aficiones o su biografía. Finalmente, los estudiantes votarán a su concursante favorito. El ganador podrá desarrollar un proyecto de divulgación propio.

Los seis concursantes pertenecen a diferentes centros del CSIC son: Eva Cuesta es bióloga, estudiante de doctorado en el Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN) y trabaja con artrópodos, especialmente con escarabajos, en el departamento de Biogeografía y Cambio Global del MNCN; Ferran Macià es investigador postdoctoral en el Instituto de Ciencia de Materiales de Barcelona, licenciado en Matemáticas, Ingeniero en Telecomunicaciones y doctor en Física, y estudia las propiedades y el futuro de los materiales; Juan Francisco Gibaja Bao es arqueólogo, investigador de la Institución Milá Fontanals (IMF), donde estudia materiales arqueológicos y organiza actividades de divulgación; Elena Gómez Díaz es bióloga evolutiva y molecular y trabaja en epigenética de enfermedades transmitidas por vectores en el Instituto de Parasitología y Biomedicina López-Neyra,; Miriam Garcia Santa-María es física, astrofísica y estudiante de doctorado en el Instituto de Física Fundamental, donde elabora mapas de nubes moleculares en las que se forman algunas de las estrellas más grandes de la galaxia, y Víctor Sanz i López es estudiante de doctorado en el Instituto de Robótica e Informática Industrial y trabaja aspectos relacionados con el movimiento y tareas de robots, inteligencia artificial, y control de sistemas de energía como pilas de hidrógeno.

«El objetivo de esta actividad es que los jóvenes conozcan los distintos perfiles de las personas que trabajan en nuestros centros de investigación de una forma diferente a los formatos clásicos de charlas o talleres. Chatear les permite ser más espontáneos, les da libertad para preguntar lo que quieran y es, además, un canal con el que ellos están muy familiarizados», comenta PilarTigeras, vicepresidenta adjunta de Cultura Científica del CSIC.

En 2018 se organizó la Zona Museo de Ciencias Naturales batiendo récord de participación. Un total de 700 jóvenes hablaron con cinco expertos del museo durante dos semanas. Se enviaron más de 400 preguntas y se celebraron 25 chats. La Zona organizada dentro del proyecto fue la que contó con más estudiantes registrados.