'Jóvenes' robots para un desafío espacial

Cerca de 270 jóvenes de 12 ciudades españolas se han reunido hoy en Burgos para participar en la First Lego League | Han tenido que desarrollar y construir robots que resolvieran situaciones reales vividas en el espacio

El equipo del IES Antonio Machado de Soria es la cuarta vez que participa en Burgos. /APM
El equipo del IES Antonio Machado de Soria es la cuarta vez que participa en Burgos. / APM
Aythami Pérez Miguel
AYTHAMI PÉREZ MIGUELBurgos

Tienen entre 10 y 16 años y hoy se han enfrentado al reto de transportar un robot diseñado por ellos mismos al espacio. Pero eso no es todo, allí han tenido que explorar e innovar en la enorme extensión del espacio para superar los diferentes desafíos que se les han planteado. Esta es la base de la VIII edición de la First Lego League celebrada esta mañana en la Universidad de Burgos (UBU).

Este es un torneo internacional que se celebra en más de 80 países pero Burgos es la única ciudad de Castilla y León que lo ha albergado este año. Más de 270 jóvenes, procedentes de 12 ciudades españolas, se han citado hoy en la Escuela Politécnica Superior de la UBU para demostrar sus habilidades con la robótica. Jóvenes llegados de Castilla y León pero también de Galicia, Cantabria o Navarra y divididos en dos grupos, de 6 a 9 años y de 10 a 16 años.

El equipo del IES Antonio Machado de Soria es veterano en este torneo, esta era la cuarta vez que participaban en Burgos y anteriormente ya lo había hecho en Valladolid. Su experiencia es la mejor forma de explicar lo que significa esta competición. Como apunta su profesor de Tecnología, Miguel Ángel Delgado, desde mediados de octubre los alumnos que quieren participar ya comienzan a diseñar el proyecto del robot, más allá de la robótica hay todo un proyecto técnico. Se diseña y en la competición ,que ha tenido lugar hoy en Burgos, se intenta sacar la mayor puntuación. El robot, construido con piezas Lego, debe superar diferentes misiones que, este año, estaban centradas en situaciones reales a las que se enfrentan los astronautas en el espacio.

El ambiente en la sala de entrenamiento habilitada en la universidad era frenético, con nervios, ilusión y caras alegres. Allí cuentan con mesas de entrenamiento donde poner a prueba los robots y hacer ajustes para, posteriormente, lanzarse a la competición. Trabajo en equipo, concentración, compañerismo. Los dos equipos que hoy han obtenido las puntuaciones más altas pasarán a una siguiente fase que se celebra en Tenerife y, posteriormente, hay otra fase internacional. El año pasado, el IES Antonio Machado obtuvo la mejor puntuación en la fase de Burgos, como ha apuntado orgulloso Miguel Ángel Delgado.

Los equipos solo pueden estar formados por 10 alumnos pero de este centro soriano han acudido hasta 22, todos los jóvenes que se han implicado en el proyecto. Delgado resalta las ventajas y valores que la First Lego League aporta a los alumnos, «se fortalece la solidaridad, el tabajo en equipo, la convivencia con gente de diferentes niveles. Además, empiezan a ver la parte científica y técnica con diversión y se motivan porque se les plantea un reto».

El rector de la Universidad de Burgos, Manuel Pérez Mateos, también destaca estos valores, «este torneo está encaminado a incentivar y despertar las vocaciones científicas entre los jóvenes. Desde la Universidad de Burgos estamos muy satisfechos de la creatividad y sana competitividad que demuestran estos niños que serán los futuros especialistas en estas ramas técnicas».

Más información