20 niños mueren cada año en España por causas violentas

De todas las denuncias por abusos sexuales presentadas el año pasado, la mitad tenía a un menor de edad como víctima

Isaac Asenjo
ISAAC ASENJOMadrid

Dar una paliza, mermar la autoestima, insultar, abusar sexualmente, no ofrecer una alimentación adecuada, una educación básica o una sanidad de calidad, entre muchos otros, son tipos de maltrato que pueden afectar seriamente la integridad del menor. Se daño se mide por la frecuencia, la reiteración y la gravedad. Hoy se celebra el Día Internacional de los Derechos de la Infancia y un informe presentado este martes recoge que unos 37 niños son cada día víctima de los malos tratos en el ámbito familiar en España, más de 13.800 al año, según la última estadística del Registro Unificado de casos de sospecha de Maltrato Infantil.

Además, en 2017, se interpusieron 37.000 denuncias por delitos violentos contra menores de edad y en lo que va de año un total de 18 niños y niñas han muerto por causas violentas.

Así lo recuerda la Plataforma de Infancia en su informe, en el que apunta que en los últimos seis años han fallecido en España casi 120 de menores y que de todas las denuncias por abusos sexuales presentadas el año pasado, la mitad tenía a un menor de edad como víctima.

Son las principales reflexiones realizadas sobre la violencia ejercida contra niños y niñas en España que la Plataforma de la Infancia quiere poner sobre la mesa en una jornada en la que presenta su informe 'Violencia Game Over', en el que se recogen testimonios y opiniones y propuestas de cerca de 600 menores de entre 4 y 17 años.

El documento revela que niños, niñas y adolescentes, por mero hecho de ser «pequeños» sufren situaciones de violencia en distintos ámbitos. Los adolescentes señalan la calle y los centros educativos como los lugares donde más horas pasan y donde se producen más situaciones de maltrato cotra ellos. «Sus compañeros se ríen de ella y la insultan, a veces llora en el cuarto de baño del instituto», apunta uno de los testimonios.

Advierten, además, de que aunque en los colegios el 'bullying' se detecta, no hay nadie preparado que les ayude a largo plazo, por lo que piden mayor formación para ellos y para sus profesores. También piden poner la atención no solo en las víctimas, sino también en los acosadores, para que entiendan que «lo que hacen está mal y no tienen que hacerlo».

En más de un tercio de los perfiles señalados por los chicos y chicas señalan lo «feo» y lo «diferente», las características físicas y los rasgos del carácter -timidez, tristeza, negatividad- como algunos de los motivos por los que un niño o niña es agredido. «Es morena, bajita y tiene un problema de tartamudez al hablar, por eso sus compañeros se ríen de ella y la insultan, por desconfianza no tiene amigos y a veces llora en el cuarto de baño del instituto», relata otro de los testigos.

También mencionan el racismo, la LGTBIfobia y el machismo como causas de violencia contra la infancia: «Es un niño de otra raza que es muy moreno, al que juzgan, insultan, pegan y discriminan»; «Tiene brackets, es muy delgado y tiene una verruga en la nariz», o «Le gusta jugar al fútbol y es la única chica en el equipo».

Cifras cuadruplicadas

El maltrato infantil va en aumento. Y no es ninguna opinión personal de expertos sino la principal conclusión del 'Estudio sobre la Evolución de la Violencia a la Infancia en España según las Víctimas 2009-2016' presentado a principios de año por la Fundación Anar, en el que analizan las 2.405.524 de llamadas que ha recibido en sus distintas líneas telefónicas de ayuda a menores y familias en este periodo.

Además de aumentar la frecuencia, la duración y la gravedad - seis de cada diez agresiones son diarias y se prolongan durante más de un año - de una violencia que se ejerce desde la propia familia a niños cada vez más pequeños. Cifras que se han cuadruplicado desde 2009.

Según este estudio, las niñas son las principales víctimas, pues constituyen el 57,3% de los casos y objeto de la violencia de género y los abusos sexuales muy por encima de los niños.

El Gobierno anunció en septiembre su intención de presentar ante el Congreso de los Diputados el anteproyecto de Ley de Protección Integral frente a la Violencia contra la Infancia para 2019. En él, se contemplará el abuso sexual, el acoso en redes sociales y se incluirá un registro de menores víctimas.

 

Fotos

Vídeos