Un pedófilo detenido en Valladolid aconsejaba a otros padres sobre cómo violar a sus hijas

Un agente fotografía un ordenador durante la operación que ha permitido la detención de Valladolid. / El Norte

El hombre, de 50 años y que tiene una niña de 9, compartió cientos de archivos de «extrema dureza» con usuarios de todo el mundo

J. Sanz
J. SANZValladolid

La investigación comenzó a finales de 2015, y partió de las policías de Suiza y Alemania, cuyos agentes localizaron a un usuario español que estaba compartiendo a través de una red privada virtual cientos de archivos de contenido pedófilo de «extrema dureza» y que no solo presumía en distintos foros de haber agredido sexualmente a su propia hija sino que ofrecía consejos a otros padres sobre cómo mantener relaciones con sus hijas.

Aquella denuncia inicial condujo finalmente a la localización del sospechoso, que resultó ser un vallisoletano de 50 años afincado en Delicias, en cuyo domicilio de la calle Alicante fue detenido en noviembre del año pasado por la Policía Nacional. El hombre permanece encarcelado desde entonces a la espera de juicio, según informaron ayer fuentes policiales antes de aclarar que la investigación ha descartado que llegara a abusar de su hija.

Los hechos se remontan a aquel lejano 2015, cuando los agentes suizos detectaron a este usuario español, aún desconocido, que compartía «archivos con imágenes muy duras de explotación sexual infantil» a través de una red privada a la que el resto de integrantes –léase pedófilos– solo podían acceder previa invitación de su responsable. Meses después llegaría una segunda alerta a través de Interpol, en este caso procedente de los policías alemanes, alertando de la existencia de otro aparente usuario español de esta misma red que «contaba con una ingente cantidad de archivos ilegales (agresiones sexuales a menores) que ofrecía para intercambiar con sus contactos» de medio mundo. Fueron necesarios varios meses de investigaciones para descubrir que el usuario siempre era el mismo y que utilizaba tres cuentas diferentes para compartir los archivos.

Wifi pirateado a sus vecinos

El cerco se iba estrechando sobre el sospechoso, aunque sus «amplios conocimientos informáticos» permitían al pedófilo virtual dar esquinazo a los agentes. Después descubrirían que pirateaba las redes wifi de sus propios vecinos para evitar que su dirección real fuera localizada.

Así que el responsable de esta suerte de videoclub mundial de pedofilia continuó operando hasta que la casualidad quiso que su perfil volviera a colarse en otra operación contra la distribución de pornografía infantil a través de las redes sociales que se saldó con un detenido en Canarias. Este sospechoso había mantenido numerosas conversaciones con otro usuario, que resultó ser el hasta entonces investigado anónimo, en las que este último llegaba a «relatar de manera pormenorizada cómo había violado a su propio hija (real)», de tan solo 9 años. Eso además de ofrecer consejos al resto de usuarios de los foros sobre cómo iniciar relaciones afectivas con sus hijas antes de dar el salto y mantener relaciones físicas con ellas.

La investigación descarta que llegara a abusar de su propia hija, algo de lo que presumió en redes sociales

La suerte se le acabó al escurridizo internauta y la Policía Nacional se presentó finalmente en su domicilio de la calle Alicante el pasado noviembre. Allí fue detenido el sospechoso, un hombre de 50 años, transportista de profesión y que tiene, en efecto, una hija de 9 años –no vive con ella–. En su ordenador se incautaron de la friolera de 40.600 archivos de contenido pedófilo de «extrema dureza». La posterior investigación permitió descartar que hubiera llegado a abusar de su hija.

Confesión y arrepentimiento

La abogada defensora del ahora investigado, que permanece en prisión desde su detención por orden del Juzgado de Instrucción número 3, trasladó este miércoles un mensaje de los familiares en el que apuntan que «está arrepentido» y dispuesto a «asumir los hechos para poder rehabilitarse», informa Europa Press. Reconoce así el investigado la autoría de los hechos. Ahora espera el juicio.

 

Fotos

Vídeos