La Diputación de Valladolid reformará el Castillo de Peñafiel con una inversión de casi un millón

Castillo de Peñafiel./Eduardo Margareto / ICAL
Castillo de Peñafiel. / Eduardo Margareto / ICAL

La institución provincial recuperará en la sede del Museo Provincial del Vino el adarve perimetral y adecuará el patio norte de la fortaleza

El Norte
EL NORTEValladolid

La Diputación de Valladolid reformará el Castillo de Peñafiel, sede del Museo Provincial del Vino, gracias a una inversión global de 957.694 euros, más de la mitad procedente del programa 1,5 por ciento cultural que promueve el Ministerio de Fomento. Con esta partida se recuperará el adarve perimetral y la adecuación del patio norte de la fortaleza, según informó en un comunicado recogido por Ical.

A partir de ahora, la institución provincial dispone de un plazo de 90 días para presentar la documentación necesaria, una vez ha comunicado a Fomento su aceptación expresa a esta posibilidad de financiación. Una vez analizada y valorada esta documentación, el departamento dirigido por José Luis Ábalos determinará las cantidades que finalmente se aceptan.

De los 957.694 euros presupuestados para el proyecto, la Diputación solicita la financiación de 547.705 euros, el 57 por ciento, mientras que los 409.988 euros restantes los aporta la propia Administración provincial y el Ayuntamiento de Peñafiel.

Con las nuevas actuaciones que se afrontarán en el castillo, además de trabajar en la recuperación de la riqueza patrimonial de la provincia, la Diputación ampliará el espacio visitable y prevé «conseguir mayor atractivo para los visitantes de este importante recurso turístico que gestiona».

El Museo Provincial del Vino ha recibido en torno a 90.000 visitantes por año. Este centro turístico de la Diputación ha supuesto una «gran dinamización» de la comarca de Peñafiel, que a lo largo de casi dos décadas «ha incrementado su oferta turística con nuevos hoteles, restaurantes y tiendas especializadas, lo que ha generado gran dinamismo económico en toda su área de influencia», según la institución.

El Museo fue promovido en 1999 por la Diputación con el fin de dar a conocer la riqueza enológica de la provincia, que aglutina el mayor número de denominaciones de origen de España: Tierra de León, Ribera del Duero, Cigales, Toro y Rueda, que es la DO más antigua de Castilla y León. A ellas se añade la mención de calidad Vinos de la Tierra de Castilla y León.

Un museo de vino

El singular espacio museístico promueve, a través del mundo del vino, el conocimiento de la provincia de Valladolid en sus aspectos culturales y geográficos, pues el enoturismo tiene la virtud de vertebrar todos los recursos de paisaje y naturaleza, patrimonio artístico, artesanía, ocio y deporte, fiestas y tradiciones y, por supuesto, gastronomía.

Con un atractivo planteamiento expositivo que capta el interés de visitantes y expertos, el Museo recorre a lo largo de nueve amenas secciones la historia, los procedimientos, los tipos de prensas utilizados, las herramientas, los útiles de medida, las botellas, la cata y todos los elementos que forman parte de los entresijos de la larga y compleja elaboración del vino. Además, cuenta con otras dependencias que multiplican sus posibilidades, como la sala de catas profesional, la biblioteca, la tienda o el salón de actos.