Baqueira y su final por todo lo alto

La estación catalana espera ofrecer sus cuatro sectores disponibles hasta el final de curso/Baqueira Beret
La estación catalana espera ofrecer sus cuatro sectores disponibles hasta el final de curso / Baqueira Beret

Cuando resta un mes para concluir un magnífico curso, en el Pirineo Catalán sueñan con mantener el estado actual de uno de los mejores dominios del país

JUANJO GONZALOMADRID

Inmersos en la última semana del mes de marzo, son muchas las estaciones invernales que comienzan a ver el final de la temporada muy cercano. Algunas, incluso, ya han comenzado a echar el cierre, bien sea por la escasez de nieve en sus pistas y una meteorología completamente adversa, o porque el curso ya ha finalizado para ellas. Sin duda, una corriente cada vez más extendida en esta campaña totalmente irregular para el mundo del deporte blanco, ya que algunas ni siquiera han podido disfrutar de sus trazados repletos de oro blanco.

Una situación muy diferente a la bebida hace tan solo una temporada, cuando muchos dominios se mostraron mejor que nunca, alcanzando éxitos y un momento único. Algo así ocurría en la catalana Baqueira Beret, que un año más tarde vuelve a ofrecer la mejor recta final del panorama nacional. Lo hace mejor aún que en una apertura prematura si lo comparamos con el resto de centros españoles.

Hasta 185 cm en el final de marzo

Si nada lo impide, Baqueira mantendrá sus cuatro áreas abiertas -Bonaigua, Baqueira, Beret y Baciver- hasta la jornada del 22 de abril. Justamente la fecha marcada en un inicio por la estación del Valle de Arán, donde a estas alturas de temporada se mantienen 185 cm de espesores en las cotas más altas.

Los aficionados pueden disfrutar de las excelentes condiciones de sus pistas
Los aficionados pueden disfrutar de las excelentes condiciones de sus pistas / Baqueira Beret

Con el objetivo de ofrecer un último mes espectacular en el que el disfrute y la diversión de las actividades de esquí y snowboard sean máximas, la extensión de sus trazados se encuentra garantizada. Como lleva ocurriendo desde finales de 2018, en el Pirineo Catalán habrá 120 km de un perfecto oro blanco que permitirá a los amantes de los deportes invernales deslizarse a finales de abril en una de las mejores nieves del país.