Imagina exige una decena de nuevos camiones de la basura y 25 nuevos empleados para Burgos

Contenedores de basura de la ciudad de Burgos. /Gabriel de la Iglesia
Contenedores de basura de la ciudad de Burgos. / Gabriel de la Iglesia

Una empresa lleva año y medio elaborando el nuevo pliego del contrato de basuras y la formación asegura que «estarán vigilantes» | El importe de este supera los 18 millones de euros y tiene que adjudicarse en 21 meses

Aythami Pérez Miguel
AYTHAMI PÉREZ MIGUELBurgos

Una consultora trabaja en la elaboración del nuevo pliego de condiciones que debe regir en servicio de basuras de la ciudad de Burgos. Según la formación Imagina Burgos, ya se han gastado 70.000 euros en esta tarea que «no aporta datos importantes y que sólo expresa un estado general de las cosas».

Céline Martin, número 3 en la lista de Imagina a la Alcaldía de Burgos, advierte de que el grupo municipal Imagina observará con especial atención la elaboración de este pliego, ya que «en los anteriores hubo errores que han perjudicado a los trabajadores y a los vecinos en la prestación del servicio».

Varias propuestas tiene Imagina para este nuevo pliego del contrato del servicio de basuras. Una de ellas es la renovación de la flota de camiones de la basura, explica Martin que los actuales llevan muchos años trabajando 24 horas al día, son molestos, ponen en peligro la seguridad y contaminan mucho. Además de la renovación de la flota, según Imagina, se necesita una ampliación de la misma con una decena más de estos vehículos.

Imagina también apunta que se ha de contemplar la subrogación de todos los trabajadores de este servicio, sea cual sea su puesto, en un contrato público. Además, Martin añade que es necesario contratar a, al menos, 25 nuevos trabajadores para amortizar las inversiones del nuevo contrato.

El nuevo pliego para el servicio de basuras deberá adjudicarse en un plazo de 21 meses y el importe del mismo ya supera los 18 millones de euros, lo que supone cinco millones más que el contrato que rige en la actualidad. Martin explica que en enero debe entrar en vigor, por lo que exigirán al Ayuntamiento una versión ampliada del mismo para junio.

La duración de este contrato del servicio de basuras es otro punto en el que Imagina se muestra disconforme, «se habla de cinco años pero deben ser más para que sean rentables las inversiones que se tienen que hacer», añade Celine.

Contenedor marrón con ventajas retributivas

Este nuevo pliego que se está redactando, como ha adelantado Martin, contempla la instalación de un nuevo contenedor en cada isleta, sería de color marrón y estaría destinado únicamente a residuos orgánicos. Su uso podría bonificarse con una reducción en el impuesto de basuras para animar a los burgaleses a darle uso. El registro del uso se realizaría mediante una tarjeta que almacenaría la información y sus propietarios se verían beneficiados con una reducción en el mencionado impuesto.

Imagina apoya esta propuesta, que supondría más inversión, porque este «contenedor inteligente» ayudaría a reducir la huella ecológica de Burgos e Imagina considera más positivo bonificar su uso que imponerlo.

Más información