Mateo: «El equipo está preparado» para un inicio «exigente»

José Manuel Mateo dirigiendo un entrenamiento./GIT
José Manuel Mateo dirigiendo un entrenamiento. / GIT

El entrenador del Burgos CF asegura que el equipo «llega bien físicamente» al inicio de la temporada | Andrés, Chevi, Adrián Cruz, Gabri Salazar y Luis Acosta no están disponibles

Gabriel de la Iglesia
GABRIEL DE LA IGLESIABurgos

La suerte está echada. El Burgos CF arrancará formalmente la temporada el próximo sábado en El Toralín frente a la Ponferradina, un rival «exigente» que, sin duda, supondrá una piedra de toque tras una pretemporada en la que los resultados no han acompañado. Sin embargo, el técnico, José Manuel Mateo, considera que el equipo «está preparado» para afrontar con garantías el estreno liguero.

En este sentido, el entrandor navarro ha aprovechado su última comparecencia ante los medios antes de afrontar el choque para afirmar que el equipo «llega bien físicamente» y tras mostrar una «mejoría evidente en el juego» en los últimos partidos de pretemporada. Eso sí, el propio Mateo ha reconocido que todavía quedan cosas por «corregir». «Hay que ser realista», se han recibido 11 goles en seis partidos y buena parte de ellos han llegado a balón parado, ha recordado Mateo. «Hemos incidido en ello» y los jugadores «son conscientes» de que hay que seguir trabajando para minimizar los daños.

Sea como fuere, el choque frente a la Ponferradina será difícil por varias cuestiones. La primera, porque es uno de los 'gallitos' del grupo. «Es un rival que tácticamente trabaja muy bien» y que tiene «jugadores individualmente muy buenos». La segunda, porque el choque será a domicilio, algo a lo que, eso sí, el Burgos CF se ha acostumbrado esta pretemporada. Y la tercera, porque el conjunto blanquinegro deberá afrontar el choque con al menos cuatro bajas.

Más información

Gabri Salazar y Luis Acosta arrastran sanción desde la temporada pasada, mientras que Andrés y Chevi continúan en el dique seco, mientras que Adrián Cruz no se ha recuperado totalmente de su lumbalgia.

Esa situación condicionará la convocatoria, que deberá completarse con algún juvenil. No obstante, Mateo, que ya tiene perfilado el equipo titular, insiste en que se planteará «un once competitivo». De hecho, ese es precisamente el objetivo de cara a toda la temporada: ser «competitivo» sea cual sea el rival. «En Segunda B no hay ningún rival fácil», pero el Burgos CF debe «intentar ser intenso y atrevido durante los 90 minutos», ha concluido el entrenador blanquinegro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos