Una bombona sería la causante de la explosión que dejó cuatro heridos en Villasana de Mena

El edificio de Villasana donde se ha producido la explosión esta mañana. / Luis Calabor/El Correo

Las primeras investigaciones apuntan a que la mujer de la vivienda pudo provocar una fuga al manipular una bombona de butano

SOLANGE VÁZQUEZ , SERGIO LLAMAS y PATRICIA CARROBurgos

Las primeras investigaciones de la Guardia Civil habrían determinado que fue la mujer, propietaria de la vivienda en la que se produjo la explosión en la mañana de ayer en Villasana de Mena, la que habría desencadenado una fuga al manipular una bombona de butano, según informa El CORREO. La fuga habría provocado, de este modo, el estallido que se llevó por delante la vivienda, ubicada en el primer piso de un bloque de dos alturas de la calle Eladio Bustamante.

En un primer momento se atribuyó el estallido al trabajo de los tres obreros, heridos también junto con la dueña de la vivienda, que estaban realizando reparaciones en el domicilio. En concreto, se encontraban trabajando en la cocina, inyectando espuma en la cámara de la pared para acabar con las humedades. Sin embargo, todo apunta ahora a una explosión por fuga de una bombona de butano.

En imágenes

Fuentes de la Guardia Civil recuerdan que las diligencias las instruye el equipo de Policía Judicial de Medina de Pomar, que se encargará de las indentificaciones, la recabación de pruebas, la toma de declaración y demás trámites. Mientras, el grupo especializado en la desactivación de explosivos se encargará del informe técnico, que determinará las causas de la explosión. Se han localizado restos de una bombona de butano, pero también se sabe que los operarios trabajaban en la cocina, en una zona próxima a la instalación de gas ciudad.

Por otra parte, la Guardia Civil ha confirmado quetodos los heridos han evolucionado favorablemente. Pilar, la dueña de la vivienda, se llevó la peor parte, según agentes que acudieron al lugar de la explosión: sufrió quemaduras y, al ceder el forjado del inmueble, se precipitó al piso inferior, una caída de unos cuatro metros. Afortunadamente, el marido de la mujer herida estaba fuera, paseando al perro, y su hijo se encontraba trabajando en Bilbao, por lo que no se hallaban en el piso en el momento del accidente.

Dos de las cuatro personas que han resultado heridas fueron ingresadas ayer en la Unidad de Grandes Quemados del Hospital de Cruces. Las otras dos personas afectadas fueron derivadas a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y a la Unidad de Anestesia de Reanimación, según informó el centro hospitalario.

Según el parte médico, la mujer, de 57 años, presentaba un politraumatismo por explosión y quemaduras del 5% de superficie corporal, en ambas extremidades superiores. La paciente se encontraba estable dentro de la gravedad, siendo su pronóstico reservado. Fue ingresada en la unidad de Anestesia Reanimación.

Por otro lado, un varón de 24 años, identificado como M. J. I., presentaba quemaduras en el 3% de superficie corporal, de segundo grado superficial en cara, y en torno al 1% de superficie en codos y rodillas (total 4%). Se encontraba estable y su pronóstico es reservado. Quedó ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Por su parte, otro varón de 36 años, J I.T.L., sufrió quemadura del 3% de superficie corporal, de segundo grado superficial en cara y del 4% de superficie de segundo grado superficial e intermedio en ambas manos (total 7%). También se encuentra estable y quedó ingresado en Unidad de Grandes Quemados.

Por último, unvarón, de 37 años e identificado como G.J.I, sufrióquemaduras en el 10% de su cuerpo, en cara y cuero cabelludo, manos, antebrazos, rodilla izquierda y parte interna de los muslos. Su pronóstico era reservado y se encontraba ingresado en la Unidad de Grandes Quemados. Según fuentes oficiales, todos ellos han evolucionado favorablemente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos