Rajoy se reincorpora a su escaño para despedirse y votar

El escaño de Mariano Rajoy vacío durante el debate de la moción de censura./EFE
El escaño de Mariano Rajoy vacío durante el debate de la moción de censura. / EFE

No se veía su imagen en la Cámara desde el cara a cara con Pedro Sánchez

Eduardo Paneque
EDUARDO PANEQUE

Mariano Rajoy regresó al Congreso de los Diputados a las 10.20 horas de la mañana del viernes para ofrecer, desde la tribuna, sus palabras de despedida, las últimas al frente del Ejecutivo: «Ha sido un honor ser presidente del Gobierno y dejar una España mejor de la que encontré». Su último acto ocupado dicho cargo será la votación en contra de la moción de censura que le desalojará de La Moncloa.

Una fotografía que se hizo de rogar tras haber visto por última vez a Mariano Rajoy durante la mañana del jueves en su cara a cara con el líder socialista, Pedro Sánchez.

Finalizada la sesión a las 13.15 horas, lo siguiente que se supo del líder del Ejecutivo es que se encontraba en un céntrico restaurante de Madrid de comida y sobremesa, que se prolongó durante ocho horas. Esa fue, precisamente, la última imágen que se ha obtenido de Mariano Rajoy, la del jefe del Ejecutivo abandonando el local pasadas las 22.00 horas del jueves.

En paralelo al paso del tiempo con las cámaras de televisión enfocando a su escaño ocupado únicamente por el bolso de la Vicepresidenta, los rumores sobre la dimisión iban creciendo. Ya a media tarde, la secretaria general del PP, Maria Dolores de Cospedal, se vio obligada a ofrecer una precipitada rueda de prensa para atajar las especulaciones. Dicho y hecho, puso rumbo al restaurante y se sumó a las ministras Dolors Montserrat y Fátima Báñez, entre otras.

Los medios aguardaban expectantes la llegada de Mariano Rajoy al Congreso a primera hora del viernes tal y como anunciaba la agenda remitida a las redacciones desde la Secretaria de Estado de Comunicación. El debate se reinició sin rastro hasta que, finalizadas las intervenciones de los portavoces de PP y PSOE, hizo su aparición. Para ofrecer su despedida y para votar 'a su favor'.

Aunque el presidente del Gobierno puede tomar la palabra en cualquier momento del debate de la moción de censura, las intervenciones matutinas de Margarita Robles (PSOE) y Rafael Hernando (PP) se han realizado con el escaño del presidente vacío. Su ausencia durante la tarde de ayer le fue afeada por los portavoces en sus sucesivas intervenciones. Margarita Robles, portavoz del PSOE, ha reanudado el debate esta mañana con una crítica a esta circunstancia: «los ciudadanos no se merecen a un presidente que no esté aquí».

Mariano Rajoy hizo lo mismo el año pasado en el debate de la fracasada moción de censura que presentó el líder de Podemos, Pablo Iglesias.

Y además

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos