El «Consejo de Ministras y Ministros» de Pedro Sánchez toma posesión ante el Rey

Tras la publicación en el BOE de los nombramientos, las nuevas ministras y ministros del Ejecutivo han pasado por la Zarzuela para prometer el cargo ante Felipe VI

COLPISAMADRID

El gobierno con más mujeres en la historia de España ha prestado juramento. Las ministras y los ministros del Ejecutivo de Pedro Sánchez han pasado por la Zarzuela para prometer el cargo ante Felipe VI.

Los diecisiete ministros, once mujeres y seis hombres, que forman el Gabinete de Pedro Sánchez han prometido sus cargos ante el Rey en la Zarzuela en una ceremonia sin símbolos religiosos, como la que eligió hace cinco días el nuevo presidente del Gobierno para asumir la jefatura del Ejecutivo. Casi todos ellos han utilizado la fórmula «Consejo de Ministras y Ministros». Tres de ellos -Josep Borrell, José Luis Ábalos y Nadia Calviño- se han referido al «Consejo de Ministros».

La fórmula la ha estrenado la vicepresidenta y titular de Igualdad, Carmen Calvo, que ha sido la segunda en prometer el cargo tras la titular de Justicia, Dolores Delgado. La mayor parte de sus compañeros ha repetido este método. El ejemplar de la Constitución estaba abierto por el artículo 100, en el que se establece que «los demás miembros del Gobierno serán nombrados y separados por el Rey, a propuesta de su Presidente».

Los miembros del nuevo gabinete, cuyos nombramientos se han publicado este jueves en el Boletín Oficial del Estado, en presencia del jefe del Ejecutivo, de los presidentes del Congreso y del Senado, Ana Pastor y Pío García-Escudero; del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes y del Tribunal Constitucional, Juan José González Rivas.

La primera en prometer su cargo ha sido la titular de Justicia, Dolores Delgado, que posteriormente ha ejercido como notaria mayor del Reino en los actos de promesa de sus ahora compañeros de gabinete.

Después y siguiendo el orden en que se han publicado sus nombramientos en el Boletín Oficial del Estado, ha prometido el cargo la vicepresidenta, ministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad, Carmen Calvo.

A continuación han prometido el ministro de Asuntos Exteriores, de Unión Europea y de Cooperación, Josep Borrell; la ministra de Defensa, Margarita Robles; Hacienda, María Jesús Montero; Interior, Fernando Grande-Marlaska; Fomento: José Luis Ábalos; Educación y de Formación Profesional: Isabel Celáa.

Después se ha acercado a la mesa la nueva ministra de Trabajo, Magdalena Valerio; seguida por la de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto; Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas y a continuación la vicepresidenta y ministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad: Carmen Calvo.

La siguiente ha sido la ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet; la titular para la Transición Ecológica, Teresa Ribera; el ministro de Cultura y Deporte, Màxim Huerta; la ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño; la de Sanidad, Consumo y Bienestar social: Carmen Montón y, por último, el ministro de Ciencia, Innovación y Universidades: Pedro Duque. Después de que los 17 hayan cumplido el trámite, el Rey ha posado con todos ellos.

Entrega de carteras

La ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, recibirá a las 12.30 horas la cartera en el edificio de la Secretaría de Estado para las Administraciones Territoriales, situado en el número 3 del Paseo de la Castellana.

Por otro lado, Teresa Ribera, que se encargará del Ministerio de Transición Ecológica, tomará posesión en un acto que tendrá lugar a las 13.30 horas en la sede del Ministerio de Medio Ambiente. Allí, recibirá su cartera de manos de los exministros Álvaro Nadal e Isabel García Tejerina.

La nueva ministra de Transición Ecológica ha defendido el cambio hacia un modelo energético «mucho más biodiverso» y «en el que probablemente salgamos ganando todos», pero ha reconocido que «es complicado» y «hay quien se siente en riesgo de perder en ese proceso».

«Sabemos que vamos caminando hacia un modelo energético muy diferente, mucho más plural, mucho más biodiverso, mucho más positivo desde el punto de vista de impactos en salud y de costes. Y hacer todo ese cambio es complicado», ha dicho Ribera en declaraciones a la Cadena Ser.

A su juicio, «lo más difícil siempre es salir de un modelo en el que hay una serie de inversiones, de intereses creados, e ir hacia otro modelo en el que probablemente salgamos ganando todos, pero hay quien se siente en riesgo de perder en ese proceso de cambio».

Ha insistido en que será «fundamental» poder conciliar clima, energía, agua y medioambiente, «porque será la manera de facilitar esa incorporación de forma natural en todas las políticas sectoriales del Gobierno».

«Hacerlo junto evita incoherencias, facilita la puesta en común de los desafíos y la reflexión sobre cómo identificar toda esa senda de cambio», ha añadido y ha destacado que ya en otros países europeos, como Francia, Alemania o el Reino Unido «estos debates se intentan abordar de forma conjunta».

La hasta ahora portavoz socialista en el Congreso Diputados, Margarita Robles, acudirá a las 12.30 horas a la sede del Ministerio de Defensa, donde tomará posesión de la cartera en sustitución de María Dolores de Cospedal. Robles ha asegurado que no hizo «ninguna reivindicación» al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, sobre el Centro nacional de Inteligencia, que a partir de ahora dependerá de su gestión, y ha explicado que el traspaso obedece a la gran carga de trabajo que se ha asignado a la vicepresidenta del Gobierno.

«Yo no he hecho ninguna reivindicación porque para cualquier persona con voluntad de sacrificio público estar en el gobierno de tu país es lo más importante», ha señalado en declaraciones a COPE recogidas por Europa Press.

En declaraciones a Onda Cero, ha explicado además que «en este momento la vicepresidenta del Gobierno tiene unas competencias muy amplias» y el CNI exige una «dedicación y unos retos» no sólo a nivel nacional, sino también internacional.

Robles, que tomará posesión del cargo en las próximas horas, ha recordado no obstante que ella cuenta con experiencia previa con el CNI, pues ya trabajó con los servicios de información cuando ocupó la secretaría de Estado de Interior (bajo presidencia de Felipe González).

«Tengo el mejor concepto de sus hombres y mujeres y me parece que su papel es fundamental, no sólo en el ámbito interno sino en el internacional, en que la proyección de España es importante», ha comentado. «Es un ámbito que conozco razonablemente bien», ha añadido.

Asimismo, ha ensalzado la labor «poco conocida» que realiza el CNI a nivel internacional en la lucha contra el yihadismo y por el mantenimiento de la paz y de la que los españoles pueden «sentirse orgullosos».

Afrontar «los problemas de la gente»

La hasta ahora consejera andaluza María Jesús Montero asumirá la cartera de Hacienda en un acto que tendrá lugar a partir de las 12.00 horas en la sede del Ministerio. La ministra ha asegurado que el nuevo Gobierno y la Junta de Andalucía van a trabajar «en absoluta sintonía» para afrontar «los problemas de la gente» y ha destacado que la presidenta del Ejecutivo andaluz, Susana Díaz, «ha visto en todo momento absolutamente acertado el nombramiento» que conlleva su salida de la Consejería de Hacienda y Administración Pública.

En una entrevista en Canal Sur Radio a menos de dos horas de prometer su nuevo cargo ante el Rey Felipe VI, Montero ha señalado que afronta con «ilusión, ganas y responsabilidad» su entrada en el Ministerio de Hacienda en un reto que espera que sea «positivo para España y para Andalucía» y para el que se ha comprometido a «poner lo mejor de mí al servicio de todas las personas».

Aunque ha preferido reservarse la «liturgia» de las conversaciones que rodearon el ofrecimiento para dar el salto al Gobierno de la Nación, Montero sí ha aputando que «Susana Díaz ha visto en todo momento absolutamente acertado el nombramiento, me ha animado y ha entendido que para Andalucía era bueno» y se ha mostrado convencida de que «el Gobierno andaluz va a estar trabajando en absoluta sintonía con el Gobierno de España por los problemas de la gente».

La inminente ministra de Hacienda no ha querido entrar en detalle cuestiones que deberá abordar en su nueva responsabilidad como la inminente tramitación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) en el Senado o la reforma de la financiación autonómica. «Hoy es el momento de conocer a los compañeros, tomar posesión, celebrar mañana Consejo de Ministros o Ministras y a partir de ese momento fijar prioridades y qué cuestiones van a estar en primer plano de la agenda», se ha limitado a comentar.

Sobre la financiación autonómica, Montero sí ha reconocido que «todo lo que hemos ido avanzando y planteando desde las comunidades autónomas formará parte de la agenda y de mis prioridades, pero las cuestiones concretas hay que dejarlas a que se debatan y reflexionen en el Consejo de Ministros». «Ahora toca ser prudentes y rigurosos y estar en contacto con el resto de componentes del equipo», ha añadido.

Trasladar las políticas de igualdad al conjunto del Gobierno

La vicepresidenta del Gobierno y ministra de Igualdad, Carmen Calvo, se ha marcado como reto trasladar las política de igualdad al conjunto de departamentos ministeriales del nuevo Ejecutivo.

«Haremos políticas siempre mirando a la mejora de los derechos de la mitad de la población que somos las mujeres», ha asegurado en una entrevista en la Ser, en la que ha defendido que el nuevo Gobierno está «muy bien enfocado» para lograr ese objetivo.

Ha recalcado que ese es el «deseo» de Sánchez y, de ahí, la configuración de su gabinete para «sacar» todo el esfuerzo y la creatividad que aportan las mujeres. Calvo ha explicado que centrará sus prioridades en garantizar la seguridad de las mujeres frente a la violencia machista y en lograr la igualdad en el ámbito laboral.

Por otra parte, ha defendido el trabajo «muy callado» sobre las distintas áreas de la agenda democrática del país realizado por la Ejecutiva federal del PSOE desde que asumió Pedro Sánchez su dirección.

Según ha dicho, ese trabajo ha sido el que ha permitido a Sánchez formar gobierno en muy pocos días «con mucho honor y con mucha conciencia de la gran tarea» que tienen por delante, pero «también con unas respuestas apropiadas».

Por otro lado la nueva ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, ha avanzado que el nuevo Gobierno tendrá como objetivos «un replanteamiento total de la reforma laboral y recuperar el poder de la negociación colectiva».

En una entrevista en Onda Cero, Valerio ha apostado también por mejores sueldos e igualdad salarial entre hombres y mujeres, con un «pacto de rentas» que asegure una retribución «digna que permita una mejor vida tanto a los trabajadores y trabajadoras del país, como a los pensionistas».

A la espera de tomar posesión como ministra y de reunirse con su equipo, Valerio ha asegurado que va a recuperar el «diálogo social» y «revitalizar el Pacto de Toledo».

El periodista y escritor Màxim Huerta toma posesión este jueves a las 12.45 horas como ministro de Cultura y Deporte, en un acto en el que se escenificará el traspaso de cartera de manos del ya exministro Íñigo Méndez de Vigo.

El nuevo ministro de Cultura ha asegurado que está «a favor del humor y de la libertad de expresión, incluso de la chanza» y que es «absolutamente tolerante» por lo que no hay problema en que revisen sus tuits, aunque su labor empieza ahora y antes escribía sin saber la repercusión que tendrían.

En declaraciones en RNE, el valenciano también ministro de Deportes se ha referido a uno de los tuits escrito por él, en el que afirma que «odia» el deporte, y ha explicado que «está mal entendido» porque «falta una parte de la frase» en la que dice que no le gusta practicar deporte, ya que es asmático.

Sin embargo, admira a todos los deportistas porque son «superhéroes ganen o no ganen medallas» y hacen algo que él no ha podido hacer.

Huerta ha dicho que ahora no se arrepiente de sus mensajes en Twitter pasados porque aún no los ha visto, pero cuando los vea «seguro» que se arrepentirá y «corregirá», aunque ha insistido en que su labor como ministro empieza a partir de hoy «con ganas y responsabilidad».

Ha aclarado que escribe en las redes sociales desde que eran «casi como un chat de amigos y sin saber la repercusión y sin saber que las cosas se podían utilizar».

Sobre sus prioridades al frente del Ministerio ha citado cuestiones como el Estatuto del artista, cambiar la Ley de Mecenazgo, o poner el IVA del cine «a niveles europeos». «La cultura es un tesoro, no podemos menospreciarlo», ha advertido y ha añadido que hay que prestarle atención tanto a los creadores como a los que quieren a acceder a esa cultura que es lo que hace a la gente «libre y además felices».

Además, ha confesado que no se esperaba la llamada de Pedro Sánchez para ofrecerle dirigir un ministerio. «Si dijera que lo espera sería un arrogante, y no lo soy, sigo siendo un chaval de pueblo que ha trabajado y ha llegado hasta aquí», ha reconocido, y ahora es momento de aceptar el reto «de forma positiva y con compromiso».

Derechos sanitarios y sociales

La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, Carmen Montón, ha adelantado que su prioridad al frente del Departamento es «intentar superar las etapas en las que la ciudadanía ha perdido tantos derechos en el ámbito sanitario y social y apostar por el Estado del bienestar».

En declaraciones a RNE, la exconsellera de Sanidad del Gobierno valenciano ha manifestado que es «un día de mucha responsabilidad» y ha dicho estar «agradecida» y ser «muy consciente del reto y de la responsabilidad y de todos los cambios que hay que hacer».

Para lograr el «reto de transformación» que pretende, Montón ha defendido el diálogo y el trabajo compartido con los agentes sociales, la sociedad civil y las comunidades autónomas, que son las que tienen transferidas las competencias. «Hay que hacer un gran trabajo de equipo con la intención de mejorar la situación y tener siempre en el centro de las decisiones que se tomen a las personas», ha señalado la nueva titular de Sanidad.

La «educación necesita estabilidad»

La nueva ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, ha indicado que la educación en España «necesita estabilidad» y ha prometido que trabajará para «explorar las condiciones que permitan avanzar» hacia un acuerdo, que requerirá diálogo y respeto.

«Nuestra educación necesita estabilidad, yo promoveré las condiciones para llegar a acuerdos, es una demanda muy importante y muy razonable de la sociedad española», ha declarado Celaá a Onda Cero. «Voy a trabajar en esa materia, tratando de poner buen ambiente, de explorar aquellas condiciones que nos permitan avanzar en el acuerdo: para eso hay que escuchar mucho, hay que dialogar mucho y hay que respetar al diferente», ha añadido.

Celaá, también portavoz del Gobierno, ha señalado que será una prioridad «muy importante» del ministerio la Formación Profesional «de excelencia». «Hay mucho por hacer para que nuestros alumnos y alumnas lleguen a ser buenos profesionales, competentes, con conocimientos de inglés», ha sostenido la ministra, quien hará hincapié en la consecución de acuerdos con las empresas para que los «alumnos se formen tanto en la empresa como en las escuelas».

«La innovación debe tener una posición más fuerte»

El ministro de Ciencia, Innovación y Universidad, Pedro Duque, ha dicho que pondrá todo su empeño en buscar «espacios» para que los investigadores y las empresas innovadoras se desenvuelvan «mucho mejor y con más éxito, aun con el presupuesto existente».

En declaraciones a OndaCero, el astronauta ha subrayado que su intención es trabajar «para que el Estado sea una ayuda, no una traba» a la ciencia y la innovación.

Aunque ha dicho que siente «un poco de vértigo» ante su cargo, Duque se ha mostrado contento con el reto porque «llevo años propugnando que la ciencia, la tecnología y la innovación debían tener una posición más fuerte».

La cuestión, ha bromeado, es que, «como dicen en EE UU, ahora tienes que poner el dinero donde pusiste la boca».

El nuevo ministro ha explicado que Pedro Sánchez le ha convencido para aceptar el cargo porque «habla en positivo», y porque «tengo la garantía» de que quiere «un Ministerio específicamente dedicado al conocimiento y la innovación que tiene que ser más importante».

«Lógicamente, todo vendrá con el tiempo pero vamos a poner todo nuestro empeño en que existan espacios para que los investigadores y las empresas innovadoras se puedan desenvolver aun dentro del presupuesto existente mucho mejor y con más éxito».

Sobre la política, ha reconocido que habrá áreas del trabajo en las que tendrá que aprender, pero «todas estas cosas quizás no sean tan difíciles como la política de los partidos en la que espero encontrar entre todos acuerdos de consenso».

Además, en una breve intervención en la Cadena COPE, Duque ha subrayado la necesidad de «poner la ciencia y la innovación al bienestar de las nuevas generaciones». Ha confesado que «se siente bien recibido» en el nuevo ejecutivo y ha considerado «un honor enorme» poder participar en el gobierno de España.

Más información

 

Fotos

Vídeos