Arraya de Oca concluye la cubierta de su iglesia, arrasada en diciembre de 2017

Imagen de la nueva cubierta de madera sobre la iglesia. /BC
Imagen de la nueva cubierta de madera sobre la iglesia. / BC

Los andamios interioes que sujetaban las cúpulas han sido retirados hoy | Esta es la primera fase de una recuperación que engloba cuatro y se prevé larga

Aythami Pérez Miguel
AYTHAMI PÉREZ MIGUELBurgos

Gracias a un convenio alcanzado en este mes de enero con el Arzobispado de Burgos, el pueblo de Arraya de Oca ya puede apreciar la cubierta de su iglesia restaurada. En diciembre de 2017 un incendio arrasó el templo y la restauración del mismo será larga, como confiesa Joaquín Miravalles, alcalde del pueblo.

Pero los vecinos pueden ir viendo avances en este largo proceso. La nueva cubierta de madera del templo ya luce restaurada. Hoy la Unidad Militar de Emergencias ha acudido al pueblo a retirar los andamios que sujetaban las cúpulas y se les ha entregado una placa en la que se reconoce la labor de esta unidad.

La cubierta de madera se ha protegido con una membrana, o lona, que resiste la humedad y el frío. Esto es así porque todavía no se cuenta con el presupuesto suficiente como para poner las tejas que cubrirán en un futuro la cubierta de madera. Miravalles explica que esta membrana protectora puede aguantar varios años. Durante este tiempo se quiere acceder a la ayuda de la Diputación para el arreglo de iglesias, el conocido como Convenio de las Goteras que la institución provincial tiene con el Arzobispado. Aún así, al pueblo le tocará aportar una parte.

Incendio de la iglesia de Arraya de Oca en diciembre de 2017.
Incendio de la iglesia de Arraya de Oca en diciembre de 2017. / BC

Fueron los vecinos los que aprobaron en una reunión, aún cuando el convenio de restauración con el Arzobispado no estaba aprobado, que se tenía que hacer todo lo posible por restaurar el templo. Así que no es de extrañar que estos se vuelquen ahora con el proyecto de restauración. Miravalles ya apunta que se buscará financiación privada y aportaciones voluntarias para poder continuar con la instalación de tejas.

El nuevo regidor, Joaquín Miravalles, ya advierte de que este proceso será largo. Con la instalación de esta cubierta de madera que protege el interior del templo y da estabilidad se concluye la primera fase de la rehabilitación de la iglesia. Quedarían pendientes otras cuatro. La segunda sería la instalación de las tejas y el enfoscado de algunos muros, la tercera fase consistiría en la adecuación del interior de la iglesia, coser algunas bóvedas y arreglar el suelo. Por último, la cuarta y definitiva sería reconstruir la torre que colapsó en el incendio.

La iglesia tras el incendio.
La iglesia tras el incendio. / BC

Militares y Patrimonio

Los trabajos de estabilización de la bóveda han corrido a cargo de la UGRECYL que coordina a las personas y entidades que, habitualmente, intervienen en las tareas de rescate y protección, al servicio de la integridad de los bienes culturales: bomberos, Policía, Guardia Civil, UMe y Protección Civil.

La UGRECYL acordó con la UME, con el Ayuntamiento y con la parroquia de Arraya de Oca las tareas de estabilización del templo de la Asunción de Nuestra Señora. La intervención ha sido financiada entre la Diputación de Burgos, el Ayuntamiento y la parroquia de la localidad.

El Quinto Batallón de Intervención en Emergencias realizó las tareas de andamiaje especializado para las que han contado con el apoyo técnico del arquitecto Javier Garabito y la utilización de drones que han permitido ampliar la visión del estado de la cubierta.

Más información