El secretario municipal se traslada a Canarias y el Ayuntamiento de Burgos lo sustituirá «cuando proceda»

Manero se ha despedido de la Corporación esta mañana/César Ceinos
Manero se ha despedido de la Corporación esta mañana / César Ceinos

Su traslado pone fin a la polémica, judicializada, por su nombramiento en 2015 | Luis Alfonso Manero se ha despedido esta mañana en el pleno extraordinario del sorteo de mesas electorales

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

El secretario general del Ayuntamiento de Burgos, Luis Alfonso Manero, se ha despedido esta mañana la Corporación Municipal en el pleno extraordinario celebrado con motivo del sorteo de las mesas para las elecciones municipales y autonómicas del próximo 26 de mayo. Manero se traslada al Cabildo de Gran Canaria y, con esta decisión personal y profesional, pone fin a la polémica suscitada por su nombramiento en 2015.

Una polémica que, al margen de las críticas políticas de los grupos de la oposición contra la decisión de Javier Lacalle, ha acabado en los juzgados. Su nombramiento ha pasado por casi todos los tribunales habidos y por haber, desde el Contencioso-Administrativo de Burgos hasta el Supremo, que en marzo dictó sentencia. En ella se ratificaba la anterior del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, volviendo a anular el nombramiento por motivación insuficiente y exigiendo retrotraer el procedimiento al punto de la valoración de las candidaturas.

Entonces, el alcalde Javier Lacalle afirmó que se acataría la sentencia del Tribunal Supremo pero «cuando proceda», la misma respuesta que ha dado ahora cuando se le ha preguntado por la sustitución de Luis Alfonso Manero. La partida del secretario general se gestionará con «total normalidad», ha apuntado Lacalle, como si fuera una contingencia común, al estilo de unas vacaciones o una baja médica.

Más información

«El Ayuntamiento seguirá funcionando con total y absoluta normalidad» pues en Secretaría General se cuenta con otros profesionales, comenzando por el vicesecretario, ha reiterado el alcalde, quien no se marca plazos para reiniciar el procedimiento de selección y es muy probable que deje esta patata caliente a la próxima Corporación Municipal, pues a partir del 27 de mayo los actuales ediles entrarán en funciones.

Lo que sí está claro es que, con su partida a Canarias, en una nueva etapa profesional, Manero libera al alcalde de tener que dar marcha atrás, anular efectivamente su nombramiento y revisar el procedimiento de selección del secretario general. Se hará, obviamente, pero ya no tendrá las mismas connotaciones pues Manero se habrá ido del Ayuntamiento y el nuevo secretario general se extraerá del resto de candidatos que se presentaron a la convocatoria, si es que todavía quieren formar parte de la platilla del Ayuntamiento de Burgos.

Momento de la despedida de Manero y Fernández Santos
Momento de la despedida de Manero y Fernández Santos / César Ceinos

Desde el PSOE, Antonio Fernández Santos confía en que se opte por seguir el procedimiento que, desde el principio, han defendido los socialistas. Este pasaría por conformar una comisión de profesionales para valorar los méritos y capacidades de los candidatos y, de ahí, hacer una propuesta para que se el alcalde el que realice formalmente el nombramietno por libre designación.

Fernández Santos ha agradecido a Luis Alfonso Manero los servicios prestados en el Ayuntamiento, deseándole «lo mejor» en su nueva etapa profesional. «Lamento mucho lo que ha tenido que pasar por culpa del alcalde», ha apuntado el socialista, tras recordar que Javier Lacalle lo ha mantenido en su puesto pese a las continuas sentencias que anulaban el nombramiento. «También es verdad que él (Manero) se podía haber ido», reconoce el concejal del PSOE.