El Patrimonio burgalés en peligro XXIV: portada de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana (Arco de la Isla)

El monumento ya está colocado en el monasterio de San Juan, donde recibe los últimos cuidados para que los burgaleses puedan verlo de nuevo

Arco de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana en su anterior ubicación, el Parque de la Isla,./Patricia Carro
Arco de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana en su anterior ubicación, el Parque de la Isla,. / Patricia Carro
César Ceinos
CÉSAR CEINOSBurgos

Tras el viaje por la provincia de Burgos descubriendo los monumentos que aparecen en la Lista Roja del Patrimonio español llega el paseo por la capital, que, por desgracia, cuenta con dos monumentos en el 'elenco maldito' promovido por la asociación Hispania Nostra.

Uno de ellos es la portada de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana de Cerezo de Río Tirón, que desde los años 30 del siglo XX hasta hace unos meses estuvo ubicado en el parque de la Isla a orillas del Arlanzón. Por esta razón, se le conoce como el 'arco de la Isla', aunque en breves debería de cambiar de nombre, al menos, para ajustarse a la nueva realidad.

Ya no está ubicado junto al paseo de la Isla, ahora está colocado en el espacio de la antigua iglesia del (también antiguo) monasterio de San Juan de la capital burgalesa. Los restauradores aún tienen que dar al monumento los últimos retoques, pero la arquivolta está casi al completo. Entre las labores que todavía faltan por realizar, el arquitecto del proyecto de traslado, Javier Garabito, destaca la consolidación de algunas piezas, rejuntar las juntas con mortero de cal y un tratamiento puntual a varias piezas.

El arco, cubierto con andamios, antes de ser desmontado.
El arco, cubierto con andamios, antes de ser desmontado. / Rodrigo González

Actualmente está sujeta con varios andamios y estructuras, pero el responsable de la obra calcula que en aproximadamente un mes estará listo para que los vecinos y turistas puedan acercarse a verlo. La obra está tardando más de lo previsto, si bien Garabito declarara que «se trata de un material tan delicado que prefiero hacerlo bien aunque los plazos se pasen».

De Cerezo a Burgos pasando por Vitoria

El monasterio de San Juan es el destino del arco, que, sin duda, será uno de los que más (si no es el que más) ha viajado de la provincia y de España. Fondo de muchas fotos en su anterior ubicación, la portada románica de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana se desmontó en 1929 de su ubicación natural, que por aquel entonces ya estaba en ruinas.

Más Patrimonio burgalés en peligro

Los vecinos de la localidad de 'la Riojilla burgalesa' y el Ayuntamiento se opusieron a este movimiento, según aparece en el estudio elaborado para llevar a cabo la obra del traslado de la Isla a San Juan. No se tuvo en cuenta sus críticas, el arco se desmontó, se llevó a Burgos y lo acabó comprando un anticuario, que quería venderlo en Estados Unidos, territorio al que fue a parar el relieve de la Adoración de los Reyes Magos extraído del mismo templo. Actualmente se pueden ver en el museo 'The Cloisters' de Nueva York.

En este caso, por suerte, la portada no llegó a cruzar el Océano Atlántico. Tras dos años sin saberse nada de las cajas con las rocas del arco, aparecen en Vitoria en 1931, donde fueron requisadas por la autoridad gubernativa, que prohibió su exportación. Desde Burgos, el Ayuntamiento, a iniciativa del pintor Marceliano Santamaría, pidió permiso para que se reconstruyera el monumento en el parque de la Isla, «el más bello paseo de la ciudad, en el espacio comprendido entre la plaza de Castilla y los hermosos jardines que rodean el busto de Cervantes», declaró el alcalde Manuel Santamaría. Y así se hizo en 1933.

El arco, durante su reconstrucción en el monasterio de San Juan.
El arco, durante su reconstrucción en el monasterio de San Juan. / César Ceinos

La alegría duró poco, puesto que entre 1935 y 1940 se derrumbó el arco. En torno al 1945 volvió a erigirse, aunque en esta ocasión optaron por reforzarlo con mortero para evitar que se cayera de nuevo. En el tercer montaje, el que se está llevando a cabo actualmente, han eliminado este material y han tratado de respetar la construcción original. De hecho, han incluido piezas originales nuevas traidas desde Cerezo del Río Tirón.

En 1990, el Ayuntamiento de Cerezo del Río Tirón envió una petición formal al Consistorio burgalés para que «se autorice el traslado al lugar de origen», pero la corporación presidida por aquel entonces por José María Peña no accedió a la retrocesión.

Más información sobre el arco

Deterioro progresivo

Desde la penúltima reconstrucción, el arco sufrió, entre otros problemas, la erosión del viento, filtraciones de agua y pintadas con aerosol. Además, una restauración agresiva en 2011 aceleró el deterioro, de ahí que hace un par de años se pensara en el traslado, que comenzó en primavera.

«Espero que salga de la lista roja»

La portada de la iglesia de Nuestra Señora de la Llana entró en la Lista Roja del Patrimonio el 22 de junio de 2014. El deseo de Garabito es que salga pronto de este listado y forme parte de la Lista Verde, el elenco en el que figuran los bienes que ya no corren el riesgo por el que entraron al formar parte de la Lista Roja.

«Más protegido no puede estar. El entorno es favorable y no está expuesto al exterior», manifiesta el arquitecto.

 

Fotos

Vídeos